Mazda presenta la nueva mecánica microhíbrida del MX-30

La firma nipona ha sorprendido con esta nueva alternativa a la ya conocida versión eléctrica

En octubre de 2019, Mazda dio vida al que se convertiría en su primer modelo de producción completamente eléctrico: el MX-30. Este SUV basado en una plataforma hecha desde cero parecía estar destinado únicamente a albergar un propulsor eléctrico, pero una vez más la marca de Hiroshima ha sorprendido a propios y extraños con un peculiar cambio de rumbo: también contará con una mecánica de gasolina microhíbrida.

Concretamente se servirá de un bloque de gasolina de 2.0 litros Skyactiv-G combinado la tecnología M Hybrid, que le dota de un pequeño motor eléctrico con una potencia de 5,1 kW (7 CV). Se trata de exactamente la misma fórmula utilizada en el Mazda 3, por lo que también incluye un sistema eléctrico de 24 V capaz de aportarle la energía necesaria a diferentes accesorios. Por su condición de microhíbrido, esta nueva variante del MX-30 contará con el codiciado distintivo medioambiental ECO de la DGT.

Pese a que aún no se conocen más datos acerca de las especificaciones de este propulsor -ni potencia ni consumos homologados-, se espera que rinda entre los 120 y 150 CV al igual que en los demás modelos de la marca que se sirven de esta mecánica. Además, Mazda ha anunciado que contará con desactivación de los cilindros para permitir “de manera virtual reducir la cilindrada del motor siempre que sea posible”.

Es posible que uno de los motivos que le ha llevado a Mazda a desarrollar esta nueva alternativa sea la limitada autonomía homologada de su variante 100% eléctrica, la cual está limitada a unos 200 kilómetros. De este modo se plantea una nueva opción más polivalente a día de hoy, pudiéndose adaptar a un mayor número de público. Puedes configurar tu nuevo Mazda MX-30 en Carfy para obtener el mejor precio.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.